El peso se depreciaba el martes por segunda jornada consecutiva, en un mercado errático que continuaba evaluando las implicaciones para la economía global del conflicto en Ucrania y de las sanciones occidentales contra Rusia.

La moneda se ubicó en 20.51 por dólar, con un retroceso del 0.26% frente al precio de referencia de lunes. Previamente, llegó a avanzar un 0.31%.

El mercado se mantiene cauteloso, a la espera de nuevos acontecimientos en torno al conflicto y observando el grado al que se involucran otros países de Occidente, principalmente países europeos y Estados Unidos”, dijo Gabriela Siller, directora de análisis del local Banco Base.

Hasta ahora, Occidente ha impuesto fuertes restricciones a Rusia para cerrar su economía y bloquearla del sistema financiero mundial, convirtiéndolo en un país “no invertible” y animando a las empresas a suspender sus ventas, cortar relaciones y deshacerse de inversiones.

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.