Luego de que fuera reportada como desaparecida el pasado 14 de febrero, el cuerpo de Elizabeth Martínez Cigarroa fue localizada dentro de la cajuela de su camioneta, en la zona norte de la ciudad de Tijuana, Baja California.

Elizabeth, de tan solo 25 años, fue vista por última vez el lunes, cuando salió de su domicilio para encontrarse con un hombre presuntamente de origen norteamericano que acababa de conocer, pero ya no regreso a su hogar, señaló el hermano de la mujer, Francisco.

“Se desapareció en la tarde porque ya no contestó las llamadas, yo le marque y mi mama también le marco y no contesto. Salió con una persona americana, dice que lo iba a ver unas horas nomas, no regreso y mi mama se preocupó”, contó a medios locales.

La alerta de búsqueda se activó hasta después de 24 horas desaparecida, tal y cómo marca el protocolo de la Fiscalía General del Estado (FGE), por lo que decidieron iniciar una búsqueda a través de redes sociales y en la página ‘S.O.S. Ni Una Más’.

Finalmente, la tarde del jueves 17 de febrero el vehículo de la mujer, un Jeep Liberty fue localizado sobre las calles Michoacán y Niños Héroes frente a una tienda de abarrotes abandonados.

Al sitio arribaron elementos de la Policía Municipal quienes visualizaron el vehículo con placas de circulación B95-NRN-4, del estado de Baja California y en la cajuela una persona del sexo femenino en posición fetal.

Con apoyo de elementos de Bomberos, la unidad fue abierta y confirmaron que trataba de un cuerpo desnudo con visibles huellas de violencia.

Ahora su familia exige justicia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.